Gestión de multas en el renting

gestion de multas

Las compañías arrendadoras ofrecen un servicio de gestión de multas a todos sus clientes. Este servicio se activa cuando el conductor del vehículo es sancionado por cometer una infracción reflejada en la Ley de Tráfico vigente.

Debemos tener presente que la multa siempre irá a nombre de la empresa de renting, que es la propietaria legítima del vehículo que conducimos.

¿Cómo conoce la empresa de renting que hemos sido sancionados?

Si nos han detenido en la carretera y la multa ha sido impuesta por un agente de la autoridad, debemos informar de la misma a través del teléfono de atención al conductor que nos facilitaron cuando nos entregaron el coche.

Puede ser que la multa se produzca sin nuestro conocimiento, como por ejemplo cuando un radar nos hace una fotografía por sobrepasar el límite de velocidad establecido o por entrar en una zona restringida de bajas emisiones cuando nuestro vehículo no cumple los requisitos medioambientales.

En estos casos la multa será notificada directamente a la empresa de renting quien nos informará de la sanción cometida y el motivo de la misma.

¿Qué acciones realiza la compañía mediante la gestión de multas?

Este servicio se pondrá en marcha a partir de la recepción de la multa, ocupándose de realizar todos los trámites administrativos que estén a su alcance para recurrirla en el menor periodo de tiempo posible.

Si transcurrido ese tiempo y realizados todos los trámites la multa sigue activa, el conductor deberá hacerse cargo del importe de la misma así como de las responsabilidades civiles o penales que pudieran derivarse de la infracción cometida.

En resumen, aunque llevemos un coche que no va a nuestro nombre no estamos exentos de responsabilidades en caso de infracción. Cualquier sanción que se produzca será puesta en nuestro conocimiento por la compañía arrendadora del vehículo.